Ateneo y capitalidad cultural

2016Fue un acierto y un gran esfuerzo organizar el Foro de Opinión Ciudadana Málaga ante la candidatura a Capital Europea de la Cultura 2016, creo que ha sido el mayor esfuerzo que se ha hecho en la provincia como aportación desinteresada a la candidatura. Mantengo que ha sido el mayor esfuerzo si lo comparamos con las actividades y los medios de que disponen el Ayuntamiento de la capital y el Ateneo y  sostengo que es desinteresada dado que si ganamos el protagonismo sería para el Ayuntamiento y no para el Ateneo, lo que engrandece más aún el esfuerzo realizado y que habría de tenerse en cuenta por las autoridades municipales, provinciales, autonómicas y por las instituciones privadas.  Mucho más si tenemos en cuenta que el Ayuntamiento es el padre de la candidatura y por tanto el más interesado.

Como sabemos en las siete mesas de debate que Carlos de Mesa, como Vocal de Participación,  organizó junto con los coordinadores de cada una de ellas, pasó lo más granado de la sociedad malagueña que se mueve en el marco de la cultura. La participación -asitentes- fue bastante decente, pero lo sorprendente fueron las conclusiones a las que se llegaron después de los debates y las contestaciones a las cinco cuestiones que se plantearon a todos los ponentes. El resultado, según mi criterio, es que salió un programa de CULTURA -con mayúsculas- sólo comparable con el del primer Plan Estratégico de Málaga, que fue aludido por Antonio Herrera de CC OO. Programa que cualquier partido político que se preciara de ser serio haría suyo sin ningún remilgo.

Pude asistir a cuatro de las siete mesas de debate y tuve el honor de coordinar la que reunió a las tres Federaciones de Asociaciones de Vecinos, que según mi criterio fue el debate que más aportó al programa de la candidatura -sin que el mérito fuera del moderador-,y sin menospreciar a ninguno de los otros debates, pero la mesa que menos se estiró fue la última en la que participaron el Ayuntamiento, la Junta de Andalucía, la Diputación Provincial y la Universidad de Málaga. Truncaron  mis expectativas, yo esperaba más de sus representantes, no por las personas que les dieron voz a las instituciones públicas, sino por la importancia de los contenidos vertidos en la sesiones. Creo que no está justificada, de ninguna manera, la pobreza  de ideas y planteamientos culturales que se paseó por el salón del Ateneo la noche del día 19 de marzo. La ciudadanía representada por las personas en las otras mesas de debate arriesgaron más, se mojaron más, se prepararon más y mejor la intervención pública. Hasta me atrevo a decir que mostraron más respeto a la casa e institución, el Ateneo, que les convocaba y les acogía.

Manuel Sánchez Vicoso. Vocal de Cultura Alimentaria

Etiquetas: , ,

Haga un comentario

*