Buscando el Diario de Jesús
24/04 | Salón de Actos | 20:00


Presentación del libro “Buscando el Diario de Jesús"

Autor: Manuel Sánchez Bracho. Escritor y compositor.

Presenta: Juan Gaitán. Periodista y escritor.

Organiza: Vocalía de Publicación de Libros.

Manuel Sánchez Bracho nació en Estepona (Málaga). Durante 25 años dirigió el Colegio Juan XXIII. Investigador sobre diversas facetas de la cultura, el arte popular y la ciencia. Escritor, compositor, conferenciante y miembro de la Sociedad Española de Paleontología. Autor de más de veinte títulos, entre los que destaca la novela histórica “La Janukiya del Maestro de la Verdad”, de gran éxito editorial, que ha traspasado fronteras, además del poemario “Sentires” y del estudio “Flamenco para flamencos”. “Buscando el Diario de Jesús” es la segunda parte de la novela “La Janukiya del Maestro de la Verdad”. La doctora Ariela Meller, junto a los científicos Luis Sanuel, paleontólogo, Ildefonso del Valle, arqueólogo, y Benor, máximo dirigente de una organización secreta judía, deseaban encontrar el Diario de Jesús, que María Magdalena, dos mil años atrás, había bajado del Monte Tabor, para transmitir al mundo la Verdad de la religión de Jesús y no la que históricamente nos han contado. Al igual que ellos, otras organizaciones religiosas, los calvinistas fundamentalistas y los fanáticos del Vaticano, lo venían buscando durante siglos, intentando con los métodos más escabrosos y oscuros, arrebatarles el secreto que sobre los manuscritos mantenían los arminianos holandeses. Los percances que tuvieron que sufrir en su seguimiento, las persecuciones a las que se vieron sometidos por parte de miembros de diferentes religiones, que buscaban lo mismo que ellos pero con fines distintos, les hicieron sentir el desasosiego que se vive cuando la persona se sabe perseguida y vigilada constantemente, por quienes no dudarían en matar con tal de conseguir sus propósitos. Si los arminianos holandeses lo guardaron celosamente durante siglos para conservarlo, y los calvinistas fundamentalistas lo buscaban para destruirlo, ¿qué hacían los hombres del Vaticano tras ellos? ¿Y el Mossad de Israel?